Se encuentra usted aquí

Internet Society Submission for the ITU World Conference on International Telecommunication Regulations (WCIT-12)

Contribución de la Internet Society Conferencia Mundial de Telecomunicaciones Internacionales de la UIT (CMIT-12) Download PDF

Date: 31 Oct 2012

Document Type: Reports

Tags: WCIT

Introducción

La Internet Society (ISOC) es una organización sin fines de lucro dedicada a asegurar el desarrollo, el uso y la evolución abierta de Internet para el beneficio de todos los habitantes del mundo. Desde 1992, ISOC opera como un centro de información técnicamente fiable y objetiva sobre Internet, como formadora y como punto focal de una amplia comunidad cuyo interés común son las iniciativas relacionadas con Internet alrededor del mundo. Provee el hogar organizacional para el Grupo Especial sobre Ingeniería de Internet (IETF), el Equipo de Arquitectura de Internet (IAB) y el Grupo de Trabajo sobre Investigación de Internet (IRTF).

En su capacidad de Miembro de Sector de los Sectores de Desarrollo y Normalización de la UIT, con el mayor de los respetos, ISOC envía esta contribución a la UIT como parte de la consulta pública de la CMIT. Elogiamos a la Secretaría y al Consejo de la UIT por tomar acciones para permitir que el público pueda expresarse acerca del proceso de la CMIT. A nuestro entender, esto constituye un elemento indispensable para motivar la inclusión de diferentes opiniones como parte de un debate abierto y saludable sobre las políticas en discusión. A través de nuestra Membresía de Sector, durante los últimos años hemos participado en el Grupo de Trabajo del Consejo sobre la CMIT y en los diálogos nacionales y regionales acerca del RTI con el objetivo contribuir constructivamente al trabajo de la Conferencia.

La Internet Society es optimista de que las delegaciones de los Estados Miembros de la UIT a la CMIT acordarán un tratado que mejore las telecomunicaciones internacionales, no que las restrinja. En este sentido, el Presidente del Directorio de la Internet Society recientemente manifestó:

La Internet Society considera que el Reglamento de las Telecomunicaciones Internacionales debería contener principios de alto nivel y que las revisiones deberían enfocarse en los aspectos que claramente han funcionado en el campo de las comunicaciones globales: competencia, privatización y regulación transparente e independiente. Esperamos sinceramente que las revisiones al RTI no interfieran con la evolución e innovación continua de las redes de telecomunicaciones y de Internet.”[1]

Nuestra contribución a la CMIT busca trazar un camino positivo para la evolución del RTI, destacar los aspectos que han funcionado en el campo de las telecomunicaciones, presentar los motivos por los cuales entendemos que Internet no debería estar bajo el alcance del RTI y también destacar propuestas específicas sobre las cuales la Internet Society tiene una fuerte posición. Contribuimos a este proceso con la fuerte esperanza de que los resultados de la CMIT permitirán el crecimiento y la innovación continua de las telecomunicaciones internacionales, pero también con importantes preocupaciones ya que, si no se actúa con el suficiente cuidado, el resultado de la CMIT podría entorpecer el potencial innovador de las redes a nivel global.

Con el mayor de los respetos, solicitamos que los Estados Miembros de la UIT consideren la contribución de la Internet Society. Estamos preparados para desempeñar nuestro papel en el proceso y ayudar a los gobiernos en su preparación para esta importante conferencia.

Cambios desde 1988

Desde 1988 la tecnología, los proveedores, los usuarios y los reguladores de redes y servicios de telecomunicaciones han cambiado de maneras que hubiesen sido inimaginables para los delegados que participaron en la Conferencia Administrativa sobre Telegrafía y Telefonía (WATTC) en Melbourne. Una ola de privatizaciones y competencia durante la década de 1990 reemplazó a muchos de los tradicionales monopolios estatales que dominaban el panorama de las telecomunicaciones internacionales en 1988, allanando así el camino para que los servicios tuvieran menores precios, la aparición de nuevos servicios y mayor conectividad. Las reformas regulatorias como la introducción de reguladores independientes, las reglas para promover y salvaguardar la competencia y una mayor transparencia en el proceso regulatorio han beneficiado el interés público y contribuido de manera significativa al crecimiento de las telecomunicaciones en todo el mundo. Un informe preparado por Analysys Mason en 2011 destacó la importancia de la competencia y de los marcos regulatorios transparentes en apoyo al despliegue de la banda ancha en el África Subsahariana.[2] De hecho, la declaración del UIT-D de Hyderabad de 2010 destacó el rol que los ambientes legales y regulatorios justos, transparentes, estables, predecibles y no discriminatorios tienen en la promoción de la competencia y el acceso asequible.[3]. La CMIT-12 es una oportunidad de construir sobre el RTI de 1988 y de aplicar las lecciones aprendidas en los años transcurridos desde ese momento para aumentar aun más el acceso a la infraestructura de telecomunicaciones internacionales.

Todavía queda trabajo por hacer para disminuir los costos de conectividad y ampliar los beneficios de las comunicaciones para todos. En este sentido, son muchas las lecciones sobre políticas que podemos aprender de estos últimos 25 años. Los conceptos de competencia, independencia regulatoria y la participación de todos los actores involucrados en una gobernanza transparente serían un excelente punto de partida para cualquier revisión del tratado. Es más, el RTI debería consagrar el compromiso con el uso de estándares internacionales abiertos y voluntarios en apoyo a la interoperabilidad global. Finalmente, destacamos que el RTI de 1988 era breve, conciso y de un nivel lo suficientemente alto como para haber servido a los Estados Miembros de la UIT por más de un cuarto de siglo sin necesidad de ser revisado. Alentamos a los Estados Miembros de la UIT a mantener la naturaleza de alto nivel del RTI y a resistir la tentación de forzar la aplicación de modelos comerciales o de negocio, tecnologías o marcos regulatorios específicos que probablemente no resistirán el paso del tiempo.

Internet es diferente

Las personas alrededor del mundo interactúan y se comunican de maneras que hubieran sido imposibles de imaginar para los negociadores presentes en la CAMTT. Aunque en 1988 la Internet tenía ya casi 20 años, todavía era una red orientada a la investigación y poco conocida, con un impacto limitado sobre la población mundial. Desde 1988 Internet ha crecido hasta convertirse en una fuerza importante en los diferentes sistemas políticos y económicos mundiales, que también afecta cómo los habitantes del mundo viven, trabajan y se divierten. Con más de 2000 millones de usuarios alrededor del mundo, Internet todavía tiene una enorme capacidad de crecimiento y los usuarios tienen hoy tremendas oportunidades para aprovechar la tecnología para desarrollar innovaciones revolucionarias que podrían modificar radicalmente el panorama de las comunicaciones una vez más. En términos económicos, un informe reciente de McKinsey observó que la Internet moderna es ya parte integral del crecimiento del PBI, de la modernización económica y de la creación de empleo, y que en los países estudiados ha generado un crecimiento del PBI de más de 10 puntos porcentuales en los últimos 15 años.[4] Un informe reciente de la Comisión de Banda Ancha organizada por la UIT y la UNESCO destacó la gran variedad de maneras en que el acceso de banda ancha está transformando la educación, la salud, los servicios gubernamentales y los servicios financieros.[5] Aún así, en muchos aspectos la sociedad recién está comenzando a reconocer y a integrar todo el potencial de Internet.

La Internet Society está convencida de que el crecimiento de Internet es bueno para la humanidad en su conjunto. Las redes globales interconectadas han dado poder a los ciudadanos, transformado economías y traído enormes beneficios a diferentes comunidades en todo el mundo. La expansión de las redes de telecomunicaciones a lo largo de las décadas de 1980 y 1990 combinada con el ingenio de la comunidad técnica, la liberalización de los marcos regulatorios alrededor del mundo y un mercado competitivo para los nuevos servicios de comunicaciones son factores que han contribuido al éxito de Internet.

Al mismo tiempo reconocemos que una mayor conectividad global ha creado una serie de nuevos desafíos en términos de política para los gobiernos. Los países en vías de desarrollo claramente enfrentan grandes desafíos económicos al tratar de cerrar la brecha digital. Durante todo el proceso preparatorio para la CMIT diferentes gobiernos han planteado importantes preocupaciones acerca del spam, la seguridad y los costos de conectividad. Comprendemos y, en algunos casos, compartimos estas preocupaciones. Sin embargo, no creemos que un tratado intergubernamental vinculante sea el mejor mecanismo para resolver estas problemáticas complejas y cambiantes. La realidad indica que la tecnología avanza más rápido de lo que podría avanzar cualquier proceso para establecer un tratado. También es importante reconocer que rara vez existen soluciones a los tipos de problemas antes descritos que se puedan aplicar a todos por igual. El entorno de políticas local, las condiciones de mercado y el contexto de desarrollo son todos factores importantes en cualqueir proceso que busque establecer políticas. Las soluciones deben funcionar localmente.

A la luz de lo anterior, alentamos a los gobiernos a trabajar mediante un proceso que involucre a múltiples actores para desarrollar políticas flexibles que apoyen la innovación y que a la vez puedan soportar el paso del tiempo. En nuestra experiencia, las políticas nacionales, regionales y globales que trabajan en armonía con Internet son más eficaces para desarrollar soluciones flexibles y efectivas. Los creadores de políticas, la comunidad de Internet, la comunidad de donantes, la industria, la sociedad civil y los usuarios deben trabajar juntos para enfrentar estos desafíos.

Algunos han cuestionado si la Internet actual es sostenible a la luz de las demandas siempre crecientes de servicios intensivos de datos, si existen suficientes incentivos para más inversiones y, asumiendo una respuesta negativa, se han preguntado si el CMIT ofrece una oportunidad para enfrentar estos desafíos mediante regulación. Siempre se ha afirmado que es necesario un nuevo reglamento global para preservar las fuentes de ingresos de algunos actores y evitar un colapso inminente de la Internet global. Estos planteos no son nuevos. Efectivamente, a lo largo de la historia de Internet los temores acerca de su sostenibilidad han aparecido y desaparecido acompañando a las fuerzas de mercado que traen nuevos tipos de inversiones, tecnologías de vanguardia y modelos de negocio innovadores. Es la propia naturaleza de Internet –una red de redes abierta y distribuida– la que permite esta clase de innovación y evolución. De hecho, tal como concluye un informe reciente de la OECD sobre el intercambio de tráfico, "el modelo de intercambio de tráfico de Internet ha producido menores precios, promovido la eficiencia y la innovación y atraído las inversiones necesarias para mantener el ritmo de la demanda.[6] Lo último que deben hacer los gobiernos es forzar un enfoque regulatorio que podría tener consecuencias negativas significativas e impredecibles sobre la capacidad de evolución de las redes, sobre los nuevos servicios que podrían surgir y sobre los nuevos negocios que podrían generarse a nivel global.

Resumiendo, la Internet Society no cree que un nuevo enfoque regulatorio global consagrado en un tratado y que busque regular cómo se gestionan las redes IP, modificar la arquitectura de estas redes y/o determinar cómo deberían conducirse los acuerdos comerciales entre operadores de redes sea bueno para la evolución a largo plazo de una Internet global y abierta en beneficio de todos.[7] Por el contrario, los creadores de políticas deberían enfocar sus esfuerzos en los enfoques que claramente han funcionado para permitir el crecimiento de las comunicaciones a la fecha: mercados competitivos, liberalización, uso de estándares abiertos, apoyo al libre flujo de la información y diálogo multilateral con los actores involucrados.

La perspectiva de la Internet Society

Aunque estamos convencidos de que hay espacio para realizar revisiones útiles al RTI que reflejen los cambios que han ocurrido desde 1988 en el sector de las telecomunicaciones internacionales, nos preocupa mucho que algunas de las propuestas que se han enviado a la CMTI podrían tener serias consecuencias para la Internet global. En nuestra opinión, es imposible establecer analogías entre la red telefónica pública conmutada (PSTN) y la Internet, ya que sus conceptos básicos, su arquitectura y su operativa son muy diferentes. El RTI actual fue creado pensando en la PSTN. Extender explícita o implícitamente algunos de los artículos actuales y los enfoques relacionados para abarcar a la Internet, así como utilizar términos a primera vista similares, tare aparejado un importante riesgo de confusión y malas interpretaciones.

En este sentido, hemos identificado varias propuestas que, en nuestra opinión, podrían afectar negativamente la seguridad, la estabilidad y el potencial de innovación de las redes a nivel global. A su vez, también hay algunas propuestas y actualizaciones al tratado que, en nuestra opinión, podrían habilitar el crecimiento y apoyar la innovación continua. A continuación resumimos la posición de la Internet Society sobre algunas de las propuestas clave que han sido presentadas al día de hoy. Esta lista no necesariamente incluye todas las propuestas acerca de las cuales la Internet Society pueda tener una opinión formada.

Alcance de la aplicación del RTI – Empresa de explotación / Empresa de explotación reconocida

Reconociendo que el RTI constituye un tratado vinculante entre los Estados Miembros de la UIT, la Internet Society está convencida de que las obligaciones que en él se detallan se deberían aplicar únicamente a los Estados Miembros en su calidad de firmantes del tratado. Además, creemos que reemplazar el término actual "Empresas de explotación reconocidas" por el término "Empresas de explotación" en todo el RTI ampliaría el alcance del tratado y abarcaría un amplio espectro de compañías y servicios que actualmente no están cubiertos por el reglamento.

ISOC apoya la aplicación del RTI a los Estados Miembros y el uso del término Empresa de explotación reconocida.

Naturaleza voluntaria de las recomendaciones de la UIT-T

La Internet Society considera que todas las recomendaciones de la UIT-T deberían continuar siendo voluntarias y no deberían ser elevadas a la calidad de obligatorias ni ser codificadas en ningún tratado. Además, creemos que los procesos de estandarización abiertos basados en la cooperación, el consenso, la transparencia y el debido proceso son la manera mas efectiva de apoyar la interconexión y la interoperabilidad.

 ISOC apoya la MOD 1.4 Ninguna referencia a las Recomendaciones del CCITT UIT-T en el presente Reglamento se interpretará en el sentido de que confiere a tales Recomendaciones la misma condición jurídica que tiene el Reglamento.

Acuerdos comerciales privados

La arquitectura de Internet no se ajusta a las fronteras nacionales. Las RTI deberían reconocer que el mercado de interconexión global es un mercado de gran diversidad, en constante cambio e impulsado por acuerdos y contratos comerciales entre operadores así como también por los cambios tecnológicos. Juntos estos factores contribuyen a la existencia de un mercado de interconexión global altamente flexible en el cual el tráfico IP se mueve a través de las rutas más eficientes desde el punto de vista comercial.

ISOC apoya la MOD 1.5 ...la prestación y explotación de los servicios internacionales de telecomunicación en cada relación se efectuarán mediante acuerdos mutuos entre Administraciones Empresas de explotación reconocidas.

No apoyamos la regulación internacional de acuerdos comerciales privados a nivel de tratados. Cada país necesita flexibilidad a la hora de establecer políticas locales que reflejen las condiciones del mercado local, no regulaciones fijadas a nivel global y de talla única que pueden tener vastas e inesperadas consecuencias. De hecho, existen numerosos organismos de estandarización involucrados en las labores técnicas que facilitan la interconexión. Algunos –como por ejemplo la UIT-T y el IETF– son de naturaleza global, mientras que otros están fuertemente localizados como es el caso de los Grupos de Operadores de Redes. También se da el caso de que existe una gran interacción y colaboración entre los diferentes grupos, todos ellos siempre en apoyo de la interoperabilidad y la interconexión global.

ISOC no apoya nuevas disposiciones que regulen la interconexión IP a través del RTI (por ejemplo, las nuevas definiciones del Artículo 2 y las nuevas disposiciones relacionadas con la interconexión IP de los Artículos 3, 4 y 6).

Definición de Telecomunicación y de Telecomunicación internacional

La Internet Society considera que las definiciones de "telecomunicación" y de "telecomunicación internacional" no deben ser modificadas. Estos términos han sido claramente definidos en el contexto de la UIT como parte de la Convención y Constitución de la UIT.

ISOC apoya los NOC 2.1 y 2.2.

Agregado del término TIC al RTI

Agregar el término TIC (telecomunicación / TIC ) en todo el texto del tratado podría ampliar significativamente el alcance del mismo mas allá de las redes de telecomunicaciones internacionales. Como observa la Resolución 140 de la UIT, el término TIC no está definido en el contexto de la UIT. De hecho, dentro del ITU-D se han iniciado actividades de estudio a efectos de elaborar una definición de trabajo del término TIC. En particular, nos preocupa que el término TIC pudiera ser entendido de tal manera que el mismo incluya redes IP, contenidos, equipos y servicios para los que el RTI no sería apropiado o ni siquiera aplicable.

ISOC no apoya la inclusión de un nuevo término, Telecomunicación/TIC, en las RTI.

Agregado de disposiciones relacionadas con el spam

ISOC comparte que el spam continúa planteando un desafío técnico, económico y de seguridad para muchos países, y hemos preparado una hoja informativa que incluye un muestreo de recursos técnicos y de políticas para que los países utilicen en caso que deseen hacer frente a este difícil problema.[8] Sin embargo, no creemos que sea apropiado incluir los temas relacionados con el spam en el tratado, ya que esto representaría una peligrosa ampliación del alcance del tratado a las áreas del contenido que potencialmente podría afectar la libre expresión en línea.

Antes que disposiciones a nivel de tratado,  ISOC apoya los enfoques multilaterales de lucha contra el spam.

El rol de la competencia

La competencia en la prestación de servicios internacionales de telecomunicaciones ha sido un factor clave para la reducción de los costos de conectividad de las redes y la ampliación del acceso a nivel global. La Internet Society considera que seria útil incluir los conceptos de competencia y de liberalización de mercado en el tratado actualizado.

ISOC apoya MOD 3.2 Las Administraciones Los Estados Miembros deberán esforzarse en proporcionar propiciarán la provisión de instalaciones de telecomunicaciones suficientes para satisfacer las exigencias de y la demanda de servicios internacionales de telecomunicación entre otros, promoviendo los mercados de telecomunicaciones competitivos y liberalizados.

Calidad de servicio

Varias propuestas de nuevas disposiciones para el RTI o de modificaciones a disposiciones existentes (por ejemplo, los Artículos 3.1, el nuevo 3.1b, 3.4 y el nuevo 4.7) relacionados con la calidad de servicio sugieren que una gestión de red y estándares/parámetros de configuración regulados internacionalmente permitirían el desarrollo de redes, una mejor gestión del tráfico y el enrutamiento, y ayudarían a reducir los costos. En la medida que estas propuestas se refieren a la calidad de servicio en Internet, debemos observar que la arquitectura y los flujos de tráfico en Internet no obedecen a la misma arquitectura que las redes de telecomuncaciones de conmutación de circuitos. Las propuestas de superponer estándares/parámetros de arquitectura y de flujo de tráfico en Internet cambiarían radicalmente la naturaleza de la interconexión y del transporte y aumentarían los costos de la terminación de tráfico.

ISOC no apoya las propuestas en los Artículos 2, 3 o 6 para definir o exigir calidad de servicio en la interconexión IP.

Enrutamiento del tráfico

Algunas propuestas sugieren que los Estados Miembros tienen el derecho de conocer cómo se está enrutando el tráfico que ingresa a sus países. En la medida que estas propuestas se refieran al enrutamiento de tráfico en Internet, ISOC reitera que el enrutamiento en Internet no se ajusta a las fronteras nacionales y es dinámico por naturaleza, hecho que constituye la base de su resiliencia. Muchas veces las redes se extienden sobre fronteras nacionales y generalmente los paquetes de datos cruzan de tres a cinco redes sin dejar ninguna huella en las redes que han recorrido en su camino hacia el destino.[9]

ISOC no apoya ninguna disposición del RTI tal como se aplicaría al enrutamiento del tráfico IP.

Nombres, números y direccionamiento

Algunos Estados Miembros han identificado problemas relacionados con el mal uso de los números telefónicos como un problema clave a tratar en la CMTI. ISOC entiende que el Grupo de Trabajo 2 de la UIT-T ha realizado un importante trabajo sobre cómo enfrentar el problema del mal uso de los números E.164, incluso produciendo la Recomendación E.157 sobre la comunicación internacional del número de la parte llamante.[10] Sin embargo, otras propuestas enviadas al CMIT intentan ocuparse de problemas que van mas allá de los recursos que son responsabilidad de la UIT, es decir, los números E.164. La propuesta de incluir el término TIC en el tratado resalta aún mas nuestra preocupación de que las propuestas enviadas a la CMIT relacionadas con los nombres, números y direccionamiento de hecho ampliarán el alcance del tratado para incluir la gestión de recursos de nombres, números y direccionamiento IP. En algunos casos, las propuestas explícitamente piden que los gobiernos controlen estos recursos. Hacemos notar que la gestión de recursos de nombres, números y direccionamiento de Internet cuenta con estructuras de gobernanza y procesos de desarrollo de políticas multistakeholder bien establecidos. La Internet Society no apoya disposiciones del RTI relacionadas con nombres, números o direccionamiento en Internet.

ISOC apoya: ADD 3.4 Los Estados Miembros deberían fomentar el uso apropiado de los recursos de numeración que son responsabilidad y mandato de la UIT a los efectos de asegurar que los mismos solamente sean utilizados para los propósitos para los que fueron asignados. Los Estados Miembros procurarán asegurar que aquellos recursos que son responsabilidad y mandato de la UIT no sean utilizados sino hasta que sean asignados.

Ciberseguridad

Comprensiblemente, los creadores de políticas se están enfocando en los problemas relacionados con la seguridad, la estabilidad y la confiabilidad de la infraestructura de comunicaciones. Sin embargo, la seguridad es un problema multifacético que agrupa a una gran cantidad de actores involucrados, entre ellos la comunidad técnica, la industria, la sociedad civil, los usuarios finales, los reguladores y las fuerzas de seguridad. Es por ello que no creemos que el RTI sea el lugar apropiado para resolver los problemas relacionados con la ciberseguridad. En consonancia con nuestra visión de que el RTI debe continuar siendo un conjunto de reglas de alto nivel, es posible que el tratado reconozca la necesidad de los Estados Miembros de cooperar con todos los actores involucrados para hacer frente a los problemas de seguridad en las redes de telecomunicaciones. En definitiva, cualquier texto en el RTI relacionado con la seguridad se debería enfocar específicamente en las redes internacionales de telecomunicaciones, no debería involucrar a los contenidos ni a la seguridad de la información, debería evitar asuntos relacionados con las fuerzas de seguridad o con la seguridad nacional, y además debería ser completamente coherente con los compromisos asumidos por los Estados Miembros bajo la Declaración Universal de Derechos Humanos de las Naciones Unidas

ISOC únicamente apoya la inclusión en el RTI de disposiciones relacionadas con la mejora de la robustez de las redes de telecomunicaciones internacionales. Las propuestas relacionadas con la defensa nacional, la seguridad nacional, los contenidos y el cibercrimen deberían estar fuera del alcance del ITR.

Conclusiones

La Internet Society espera que esta contribución sea útil para los Estados Miembros en su preparación para la CMTI. Nuestra delegación espera tener la oportunidad de interactuar con las delegaciones de los Estados Miembros durante el transcurso de la Conferencia y que los resultados de la CMIT sean exitosos.

Referencias:

[ISOC - Directorio] Internet Society. Agosto de 2012, “Internet Society Board of Trustees Expresses Concern about the Potential Impact of the World Conference on International Telecommunications on the Internet”.

[Analysis Mason] Analysis Mason. Diciembre de 2011. “Driving Broadband Connectivity In Africa: Regulatory Issues And Market Challenges”.

[ITU-D] Union Inernacional de las Telecomunicacones (ITU). Junio de 2010. Conferencia Mundial para el Desarrollo de las Telecomunicaciones Globales, Declaración de Hyderabad.

[McKinsey] McKinsey Global Institute. Mayo de 2011. “The Internet Matters: The Net’s Sweeping Impact on Growth, Jobs and Prosperity.”

[Comisión de Banda Ancha] Comisión de Banda Ancha. Setiembre de 2012. “The State Of Broadband 2012: Achieving Digital Inclusion For All.”

[OCDE] Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico. Octubre de 2012. “Internet Traffic Exchange: Market Developments and Policy Challenges.”

[ISOC – Directorio] Internet Society. Julio de 2012. “Internet Interconnections Proposals For New Interconnection Model Comes Up Short.”

[ISOC – Spam] Internet Society. Octubre de 2012. Cómo combatir el spam: Enfoques desde las políticas, enfoques técnicos y enfoques desde la industria.

[ITU-D] Unión Internacional de las Telecomunicaciones. Noviembre de 2009. UIT-T E.157, Comunicación internacional del número de la parte llamante.


[3]Unión Internacional de Telecomunicaciones. Conferencia Mundial de Desarrollo de las Telecomunicaciones, Declaración de Hyderabad. Junio de 2010.

[5] Comisión de Banda Ancha. The State Of Broadband 2012: Achieving Digital Inclusion For All. Setiembre de 2012.

[10]Unión Internacional de Telecomunicaciones. UIT-T E.157, Comunicación internacional del número de la parte llamante. Noviembre de 2009.